Mineduc podrá ser conductor del mejoramiento de la Educación

Publicado en Ene 8, 2014 - 11:14am [1.228 lecturas] .

Por Fernando Flores, Profesor. Magister © en Investigación Educacional.

La categórica definición que hicieran los jefes de los Partidos de la Nueva Mayoría (NM) en orden a que ese conglomerado, más allá de un pacto electoral, representa un Acuerdo Político y Programático, ya venía manifestándose en temas de educación escolar.

Así ocurrió en noviembre pasado durante la discusión de la ley de presupuestos para el presente año, en donde los parlamentarios de la NM consiguieron imponer una importante Indicación al proyecto del Ejecutivo.

En efecto, la aprobación de la asignación presupuestaria Nº 618 por un monto de $4.522.000.000 dentro de los llamados Programas de Mejoramiento de la Calidad de la Educación, y destinada a brindar apoyo a las escuelas que sacaron los más bajos puntajes en las pruebas SIMCE, tendrá que ser llevada a cabo -gracias a la indicación de la NM en el Parlamento- directamente por el Ministerio de Educación, con sus propios profesionales.

En el nuevo contexto de responsabilización estatal con la educación pública comprometido en el Programa de Gobierno de la presidenta electa Michelle Bachelet, la frase “con sus propios profesionales”[1] que introduce la comentada indicación, implica la decisión de caminar hacia el reposicionamiento del Ministerio de Educación como conductor de los procesos de mejoramiento de la educación chilena. O sea, convertirlo en una institución comprometida activamente en educación escolar, poniendo fin a un largo ciclo de intervenciones limitadas, desperfilamiento, “contemplación” y externalización de sus funciones.

Significa retomar el apoyo directo a las escuelas por parte de los equipos centrales, regionales y provinciales del Ministerio, dándoles confianza y respaldo a sus profesionales -mal tratados por el gobierno de la derecha- a su compromiso y a su creatividad en el enfrentamiento del desafío que representa cada escuela, inmersa en contextos comunitarios complejos dada la alta vulneración de sus derechos sociales, económicos y culturales.

Este asunto será una de las primeras oportunidades que tendrá el nuevo Gobierno para poner en reversa el desempeño tecnocrático y elusor de la problemática social envuelta en educación, que por años tuvo el MINEDUC.

Debe ser el principio del fin de la indolente entrega de apoyo técnico pedagógico por parte del Ministerio a un número limitado de escuelas “que lo soliciten” para, en la práctica, dejar a la mayoría de éstas a merced de las llamadas ATE (organismos externos de asistencia técnico educativa) y del lucrativo mercado “secundario” constituido en el ámbito del apoyo pedagógico de escuelas.

Gracias a esta indicación propuesta, y hecha aprobar por la Nueva Mayoría en el Parlamento, el Ministerio de Educación podrá retomar el trabajo directo con las escuelas del país, apoyando sus Proyectos Educativos, la innovación metodológica y curricular, el desarrollo profesional docente, etc, fundiendo sus capacidades con ellas para avanzar hacia la restitución de un sistema educacional chileno -la forma orgánica que debe adquirir nuestra futura educación pública- al servicio de quienes viven y se educan en nuestro país.

Bien entonces por la Nueva Mayoría anticipando en el ámbito parlamentario lo que debe ser su acción gubernamental y social en el marco de un gran acuerdo político y programático de trascendencia nacional.



[1] PRESUPUESTO 2014 – INDICACION DE LA NUEVA MAYORIA APROBADA EN EDUCACION ESCOLAR: PARTIDA 09 (MINISTERIO DE EDUCACION), CAPITULO 01 (SUBSECRETARIA DE EDUCACION), PROGRAMA 03 (MEJORAMIENTO DE LA CALIDAD DE LA EDUCACION), GLOSA 04, ASIGNACION: 618. DENOMINACION: “Desarrollo y Fortalecimiento de la Comunidad Educativa”. TEXTO DE LA INDICACION: “…..para incluir (en la Glosa 04) un nuevo inciso tercero del siguiente tenor: “El Ministerio de Educación podrá contribuir al apoyo y seguimiento a las escuelas consideradas en esta asignación con sus propios profesionales”.

Leave A Response