ICAL y CENDA proponen alternativas al sistema de AFP

Publicado en May 30, 2013 - 1:07am [2.405 lecturas] .

“No tengo la libertad de volver a un sistema de reparto solidario” fue uno de los epítetos que resume la discusión sobre el sistema de pensiones por parte de dirigentes sindicales de la región metropolitana.

Los aportes a la base jurídica y económica respecto del sistema de pensiones hicieron eco entre los dirigentes sindicales invitados, señalando que “es necesario realizar una correlación de fuerzas como movimiento sindical contra el sistema de AFP”, así como “resulta necesario agregar beneficios para el sector activo como las cajas de compensación que entregan préstamos”.

Esto a raíz de la discusión levantada por parte de los expertos del área legislativa de ICAL que estuvo enfocada en dos aspectos centrales: la inconstitucionalidad de numerales del artículo 38 de la ley de ISAPRES declarado en 2010 por el Tribunal Constitucional, así como reformas al decreto de ley 3500 entre los que destaca el 0% de aporte patronal o del empleador al sueldo imponible total lo que es considerado como la Organización Internacional del Trabajo (OIT) como una vulneración al derecho internacional.

En el primer aspecto, implicaría un cambio de paradigma en torno al rol de Estado y la inversión del principio de subsidiariedad, pues el componente solidario de la Constitución es parte inmanente e inalienable del concepto de seguridad social. En tanto que respecto al aporte patronal si bien se ha propuesto un alza porcentual de la cotización obligatoria, lo que implica una oportunidad para apoyar una reforma en este sentido, y que el alza sea asumida por el empleador. Se presentó como alternativa el alza del tope imponible, otorgando beneficios tributarios a los altos sueldos, lo que significaría mayor aporte estatal.

En tanto, continuando la línea de trabajo desde la mirada económica por parte del Centro de Estudios Nacionales de Desarrollo Alternativo (CENDA) se plantea como diagnóstico que el gobierno debe responder a la crítica realizada por la OIT  respecto del incumplimiento de normas internacionales aceptadas por Chile en lo referente a: un sistema de pensiones administradas por organizaciones sin fines de lucro;  participación de los representantes de los Trabajadores en la administración del sistema, y al aporte patronal de recursos al sistema de seguros.

En definitiva, las deficiencias del sistema de AFP se ven reflejadas en que un trabajador al jubilar percibe aproximadamente un 37% del ingreso que se percibía trabajando, mientras que una trabajadora percibe un 25% según lo expresado por la Superintendenta de Pensiones en Noviembre del 2012.

Cabe señalar, que el grupo de trabajo que lleva tres meses de reuniones pretende entregar las propuestas delineadas en este encuentro la próxima semana a través de un documento que sistematice lo estudiado para ponerlo a disposición de los trabajadores y trabajadoras del país.

Leave A Response