Consternación y honda tristeza por fallecimiento de Kathrin Bühl.

Publicado en Dic 25, 2012 - 2:05pm [2.256 lecturas] .

25.12.2012. Consternados se encuentran en ICAL con la noticia del sensible fallecimiento de la directora de la Oficina de la Fundación Rosa Luxemburgo en Sao Paulo, Kathrin Bühl, durante este fin de semana previo a la Navidad.

El hecho fue informado por la Fundación con sede en Brasil al director de ICAL, Marcos Barraza, quien hizo llegar de inmediato a las oficinas de la Fundación el sentido pésame de parte de la institución y del conjunto de profesionales que trabajaron junto a Kathy durante largos años.

Marcos Barraza, muy afectado por la inesperada y dolorosa noticia,  dijo: “Nada hacía presagiar que algo tan terrible ocurriría. No sabemos si padecía de alguna enfermedad siquiera. Compartimos con Kathy en Chile hace apenas unas semanas cuando ella asistió al seminario internacional de los 100 años del Partido Comunista, y este hecho nos golpea profundamente”.

Por su parte, la encargada del Área Laboral de ICAL, Katia Molina, quien colaboraba con Bühl más estrechamente a través de la Escuela Sindical, muy dolida también envió a la Fundación unas emotivas palabras de despedida a tan estimada compañera de lucha.

A continuación, se reproduce el mensaje enviado por Katia Molina como un homenaje a la trayectoria y comprometida entrega de la directora de la Fundación para América Latina, quien deja un enorme vacío entre quienes la conocieron de cerca.

Querida Kathrin: 
Eres una  Rosa roja caminando nuestra América,
con  la  palabra sincera. amable, intileligente.
Mil poemas te  despiden, todos aquellos que señalaste y compartiste.
Las canciones del continente las hiciste tuyas, como sus olores y colores.
Tu ir y venir enlazando los caminos, los encuentros.
Tu preocupación por  las nuevas luchas, distintas, urgentes.
Persigues la primavera  y las  flores de jacarandá gritando en nuestras plazas.
Interminables conversaciones de las niñas, de los niños, 
de los cuentos infantiles guardados para siempre,
de mirar la ciudad montada en bicicleta.
De estudiar y leer 
de traducir mil palabras 
de acercarnos a mirar el futuro.
Las mujeres en combate diario y permanente,
como banderas al viento,
hay tanto que hacer aún
para todos nosotros que luchamos desde siempre.
Nos estás haciendo falta.
Un abrazo querida compañera

Leave A Response