Adimark: Descifrando las notas rojas

Publicado en Jul 10, 2011 - 11:03pm [1.599 lecturas] .

Carlos Arrué. Encargado Programa Legislativo de ICAL

La reciente encuesta Adimark refleja muchas cosas, varias de las cuales llaman la atención. Sin embargo, es imposible dejar de observar que además de la baja continua tanto del gobierno como de la aprobación de su Presidente, llama la atención el enorme rechazo que provoca la Concertación ¿Hay una relación entre ellas?

La pregunta surge porque lo razonable es esperar que la caída de uno genere un repunte del otro. Por cierto, no es simétrico ni equivalente, pero es lo razonablemente esperable. Sin embargo, el apoyo a la oposición es mas baja que el apoyo al Gobierno. ¿Población apolítica? Claramente no. Dicho sea de paso, la derecha no parece estar de acuerdo en este punto, existiendo en su seno diversas posiciones sobre el concepto de política e ideología lo cual levanta preocupantes dudas sobre su capacidad de entender el momento que vive el país. La insistencia en disfrazar argumentos ideológicos como técnicos subestimando la capacidad de análisis de la población llega a límites increíbles.

Un ejemplo. El Índice de Remuneraciones de Mayo bajó 0,1% y, en el mismo día que esta información se conoce, el gobierno envía mediante decreto de veto presidencial, su proyecto de reajuste de salario mínimo que lo mantiene en su monto original subiendo 5,8%, cifra mas baja que el crecimiento.

Así y todo, la Concertación no logra capitalizar, pese a esta especie de política del ninguneo del Gobierno. La razón a estas alturas es evidente. Sabe que la Concertación no es capaz de ser oposición y la oposición se ha trasladado a las calles. Por eso la derecha pide fortalecer los partidos o pide realizar el debate sobre reforma educacional en el Congreso, porque ahí, juega de local.

Ahora bien, tampoco sabemos si esto implica un reordenamiento de las preferencias políticas por cuanto se desconoce si lo anterior favorece al PC. Pese a ello, es previsible que las caídas de ambos conglomerados tampoco se traduzcan en un aumento para el PC, al menos no en la misma proporción.

¿Por qué no existe absorción en los partidos políticos del momento que vive el país como sí ha ocurrido en el pasado? Una posible respuesta es su incapacidad de encantar. Otra, más razonable a nuestro modo de ver, es que esta incapacidad de encantar la perdió hace mucho tiempo y lo que sucede es que se soltaron los mecanismos de captación que poseía la Concertación al tiempo que los de la derecha, que son mas frágiles por el carácter clientelar y no ideológico de su base de apoyo.

Puesto de otro modo: La política  de desmovilización social efectivamente existió por parte de la Concertación, y ahora que no están en el gobierno las personas se sienten menos inhibida de expresar su opinión y actúan ejerciendo la soberanía que el ordenamiento institucional asegura de modo altamente deficitaria. La derecha en el gobierno facilita las cosas en tanto su base de apoyo, al no obtener nada a cambio de enfrentarse a la movilización, no está interesado en defender el gobierno.

En consecuencia, baja la adhesión ciudadana a ambos, crece la movilización y las personas expresan su opinión que es política pese a la obstinación del dogmatismo fundamentalista de este gobierno. Una reforma política parece estar a la orden del día y es de esperar que no sea con los mismos ingredientes que las ya desgastadas recetas que tienen a los chilenos en la calle, sino, ¿quien sabe lo que puede pasar?

1 Comment so far. Feel free to join this conversation.

  1. Psicoccr 14 Julio, 2011 at 17:01 - Reply

    La concertación y su alianza con el PC, solo han ampliado el descontento y la falta de oportunidades a nuevos movimientos sociales. Actualmente existe un duopolio político, es el de la concertación-alianza, y el PC, al sumarse a la concertación, avala y se convierte en complice de esta verdadera barbarie política, existe una crisis de representación enorme y las cúpulas políticas, que apoyarona a Frei y Piñera, en segunda vuelta, no representan a la actual ciudadania…la tercera vía es posible, pero para ello, se debe cambiar el sistema político y no usufructuar de ella, utilizando este para seguir aburguesando a la clase política…se habla de fin al lucro desde la izquierda conservadora, pero sin embargo, utilizan las riquesas de sus universidades para seguir lidiando en las cúpulas políticas….entonces fin al lucro en educación, pero transparentemos entonces…saludos…

Leave A Response